Jehová, mi libertador
“Porque él se pondrá a la diestra del pobre,
Para librar su alma de los que le juzgan.”

Salmo 109.31

Lectura: Salmo 109.21-31

Me acosté con el corazón herido.

Y así desperté.

¡Qué bueno que me tocó leer esta porción!

“Y tú, Jehová, Señor mío, favoréceme por amor de tu nombre;
Líbrame, porque tu misericordia es buena.
Porque yo estoy afligido y necesitado,
Y mi corazón está herido dentro de mí”
(21,22).

Amén, Señor.

[La Biblia dice: Ayúdame, Jehová Dios mío; Sálvame conforme a tu misericordia (Salmo 109.26)]
tomado de Salmo 109.26

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *